Salsa de soja

Pasó por mi mente el domingo pasado, en el 29 Fanegas:

Sabía que me gustarías incluso más. Sabía que le darías sabor a mis platos imaginarios. Sabía que me sacarías una sonrisa, o dos, o tres, o todas. Sabía que Madrid volvería a entregarme a tus encantos. Sabía que los volvería a buscar. Sabía que querría probarte otra vez…hasta sentirme culpable.

Salsa de soja, me has conquistado.  Ahora solo tienes que ponerle tu nombre a mi paladar.

 

La canción de hoy: “Never gonna be another” – Jamiroquai

 

El coche de hoy: Aston Martin DB5

Imagen

I survived

Pasó por mi mente ayer por la noche, tras hablar con ABGR:

No sé si todo me da igual o me mantengo estable con todo a favor o en contra, indistintamente. Sonreía cuando lo tenía todo y me sabía a nada. Sonrío cuando no tengo nada y me sabe a todo. Quizá es el golpe de gracia para valorar – aunque sea incapaz de exteriorizarlo – aquello que, queriendo o no, me he ganado para el resto de los restos. Lo que ya no tengo materialmente lo recuperaré y todo será anecdótico. Solo importa que mis rasguños cicatrizan pero ya dejaron huella donde debían. Volverán las 5.500 RPM al lugar donde le corresponden, mi conciencia y mis manos.

 

La canción de hoy: “Black devil car” – Jamiroquai –

 

El coche de hoy: Audi TT Mk1